20 años sin la genialidad de Stanley Kubrick

20 años sin la genialidad de Stanley Kubrick

Comparte con tus amigos










Submit

Kubrick, que este cumple su 20 aniversario luctuoso, es considerado uno de los grandes del séptimo arte


México.-  “Si puede ser escrito o pensando, puede ser filmado”. Así, con esa idea, Stanley Kubrick navegó en el mundo del cine por casi cinco décadas.
Obsesivo, como algunos lo calificaron, siempre vio al cine como un todo, en donde hasta las salas en que se exhibían las cintas, debían estar en perfectas condiciones, como lo declaró en alguna entrevista.

“Piensan que es una especie de ansiedad demente, pero Lucasfilm ha realizado investigaciones en muchas áreas y un informe confirma las sospechas. En un día, por ejemplo, el 50 por ciento de las impresiones se arruinaron, los amplificadores no son buenos y el sonido malo, las luces desiguales”, expuso.

Kubrick, que este cumple su 20 aniversario luctuoso, es considerado uno de los grandes del séptimo arte, cuya entrada al mismo se dio en 1953 con” Fear and desire”, contando la historia de cuatro soldados atrapados.

Pasaron siete años para que llegara con el clásico “Espartaco”, llevando en los roles principales a Kirk Douglas y Laurence Olivier, y que alcanzaría cuatro nominaciones al Oscar.

La Academia lo nominó en 13 ocasiones, pero sólo le concedió una estatuilla y fue por Mejores Efectos Visuales gracias a “2001: Odisea en el espacio”.

Kubrick sabía contar historias violentas y librar la censura, como en primera instancia sucedió con “Naranja mecánica”. En el libro “Misterios de la sala oscura”, escrito por Fernanda Solórzano, da cuenta de la vez en que el Consejo de Censura pidió verla para su clasificación.

“A pesar de que en la primera mitad se ve claramente a Alex y sus amigos (personajes principales) atacando a un mendigo, violando a una mujer y aplastándole la cabeza a otra con una escultura en forma de falo, los censores decidieron que, vista en su conjunto, la película funcionaba, y que la historia justificaba la violencia del principio”, se lee.

Pero eso no le impidió salvarse de la polémica en 1962 con “Lolita”, historia sobre un adulto obsesionado con una adolescente.

“¿Cómo pudieron hacer una película de Lolita?”, se leía en el cartel promocional del filme y cuyo público estaba restringido a mayores de 16 años.
Sue Lyon, la coestelar, ganó el Globo de Oro como Mejor Promesa en 1963.

Las tres últimas películas de Kubrik ocurrieron con casi una década de diferencia entre una y otra. “El resplandor”, con Jack Nicholson, fue hecha en 1980; “Cara de guerra”, en 1987 y “Ojos bien cerrados”, hacia 1999, cuyo montaje no terminó del todo.

El neoyorquino que había nacido en 1928, murió de un infarto el 7 de marzo de 1999, a los 70 años de edad.
“El arte consiste en remodelar la vida, pero no crearla ni causarla”, dijo alguna vez.

Comparte con tus amigos










Submit