Crónica: Eterna aflicción

Crónica: Eterna aflicción

Comparte con tus amigos










Submit

El adjetivo eterno, con la acepción “no tiene fin”, todo mal. Y con locución: “ab aeterno”, “desde la eternidad”, “Dios todopoderoso tiene todo dispuesto”, relativo al bien, y el demonio, a todo mal, con leyenda de Fausto (Mefistófeles), “la encarnación del diablo, anda suelto en la Tierra, de sufrimientos y aflicciones sin cuento, incontables. La aflicción, acción y efecto de afligir o afligirse, con intenso dolor físico y moral que causa el COVID-19, en familias que derraman abundantes lágrimas por la sentida pérdida de un ser querido.

Aflige todo lo que provoca tristeza y angustia. Se afligen mortales por las injusticias, con cita del filósofo griego Sócrates, de su famosa tesis “La cadena de injusticias”, según, “más vale sufrir una injusticia que cometerla”, un aforismo de altísimo valor moral, en contra de la aplicación de la “ley del talión”, “ojo por ojo, diente por diente”. Las injusticias, con penosas aflicciones en tiempo actual o remotos. La humanidad con sus trágicos sinos, se han sufrido en los albores (principio u origen) de la humanidad, con injusticias, la extrema pobreza y hambre. Con letra musical: “Miseria que llena de espanto…”, por crítica subsistencia de seres, más aguda por causa del terrible coronavirus que aumenta la mendicidad.

La adversidad, infortunio o desgracia, como destino fatal, la padecen numerosos seres afligidos en regiones de la caótica Tierra, por el cambio climático global que afecta la biósfera (conjunto de ecosistemas del planeta); un calentamiento del clima atribuido a las actividades humanas que generan los gases industriales y domésticos (dióxido de carbono) que aumentan las temperaturas promedio. El año 2020 con registro de un desastre natural por el cambio climático con mayor número de fenómenos climáticos-atmosféricos, tormentas, huracanes y ciclones con fuerza pluvial e inundaciones devastadoras en regiones con miles de damnificados afligidos o angustiados por la pérdida física de un familiar y el daño material sufridos. Una catástrofe por los cambios climáticos anunciados cada año más terribles y desastrosos.

En diccionario etimológico latino del español: “affligére, afflixi, affictum”, “golpear con violencia, abatir, de afligir o aflicción. Todo mal aflige y provoca incertidumbre, el mortal coronavirus que no tiene fin, injusticias o violencia. La certidumbre es certeza, del conocimiento seguro y evidente, verbigracia, si una vacuna inmunizante salvará vidas. Y con locución latina: “resquiescat in pace”, descanse en paz, Lucio Arizmendi Dorantes. Un sentido pésame para su familia. Sentida pérdida para los buenos amigos Arizmendi de Ejido Nuevo (Región Acapulco). El compositor fallecido por un paro respiratorio, con una trayectoria creativa musical, formó el trío “Los hermanos Arizmendi”.

Comparte con tus amigos










Submit