Crónica: Un “mundo raro”

Crónica: Un “mundo raro”

Comparte con tus amigos










Submit

Del verbo transitivo destinar, de lo que señala o determina un fin, el destino más fatal por todo lo que encadena trágicos o infaustos sucesos en situaciones o circunstancias inevitables. El destino, inexorable, no se puede evitar, con etimológica nominación: inexorabile, implacable, no atiende súplicas o ruegos que libre de un destino fatal; con locución latina, miserere mei, Deus (compadécete de mí, Dios). Compasión es el sentimiento de lástima hacia el mal o desgracia ajenos. Se siente compasión por el sufrimiento con derrame de amargas lágrimas de miembros de familias muy afligidas por fallecimientos de sus seres queridos a causa de contagios de COVID-19.

El gobernador Héctor Astudillo Flores advierte: “Guerrero se encuentra en el punto más complejo de la pandemia”. Con la creciente inquietud por elevado número de contagiados y fallecidos a causa del mal pandémico, se desea con la esperanza el inmunizante contra contagios de COVID- 19. Con locución, sublata causa, tollitur effectus (eliminada la causa desaparece el efecto). Rara y epidémica enfermedad causa con efecto mortal contagios y muertes en La Tierra cada vez más contaminada.

Trágico destino de seres humanos, con sentimental letra musical: “Humanidad, hasta dónde nos vas a llevar; por tu trágico sino, cuál será mi destino”. Y del poeta nayarita Amado Nervo, En paz, “porque veo el final de mi rudo camino que yo fui el arquitecto de mi propio destino”. Con enfática expresión: “¡Vida, nada me debes! ¡Vida, estamos en paz!”. Que descanse en paz el fraterno arquitecto Ricardo Trejo Añorve, que deja un sentimiento de tristeza muy aflictiva en su estimada familia y en los amigos que le conocimos y tratamos. In memoriam, en recuerdo. Y adherido Ricardo, por su profesión, al Colegio de Arquitectos de Guerrero A. C., que preside Miguel Ángel Moreno Lanche, recibe una póstuma y sentida esquela que publica Novedades Acapulco el 21 de mayo.

“Mundo raro”, sentimental canción de José Alfredo Jiménez: “Si te acuerdas de mí, no me menciones, porque vas a sentir amor del bueno”. Sirva de tema de un mundo raro llamado Tierra, de los ocho planetas del sistema solar, que tiene forma de una esfera; el tercer planeta —del sistema solar—, que cambió mucho de aspecto durante los primeros 600 millones de años de su existencia con su evolución terrestre y geográfica en un presente crítico que enrarece al planeta como un “mundo raro”, con graves afectaciones de biósfera, atmósfera, clima, y toda terrible perturbación, como el pandémico COVID-19, que nos llena de angustia y temor por extraña enfermedad que enrarece el ambiente y lo torna, por efectos del cambio climático, global, un mundo con mayores peligros —de un todo— que enfrenta la actual humanidad.

Seres humanos padecen en regiones terrestres no solo el mal pandémico más extensivo y peligroso, también graves problemas de un empobrecimiento paulatino con la escasez de agua para las necesidades humanas, incluso para lavarse las manos a fin de evitar el contagio de COVID-19. Y para colmo de males, se vive una especie de infierno terrenal, por todo mal que se padece, e incendios forestales y quema de basura que enrarecen el ambiente con afectaciones respiratorias a seres que inhalan en su medio, hábitat, el denso humo contaminante.

Comparte con tus amigos










Submit