Descubre que tipo de crédito personal te conviene

Descubre que tipo de crédito personal te conviene

Comparte con tus amigos










Submit

Para la mayoría de las personas financiarse es un proceso perpetuo, a veces interminable, básicamente existen dos opciones para hacerlo: crédito o capital, las fuentes y las condiciones son muchas y dependerán de la etapa de desarrollo en la que quieras invertir ese dinero.

En caso de que tengas una deuda siempre debes tener en mente que algún día esos recursos deben regresar a quien te los presto, ya que el dinero no es un negocio y es por eso que tiene un interés y un costo que deben pagarse con el capital.

Cuando se habla de inversión de capital, es el precio que el inversionista paga para obtener el porcentaje de las acciones de la compañía, ese dinero equivale al valor convenido para poder entrar en ese negocio.

¿Cuáles son los tipos de crédito personal que existen?

Al pedir un crédito personal, tendrás que analizar y decidir qué tipo de crédito te conviene en ese momento, es por esto que a continuación te diremos los principales tipos de préstamos que existen actualmente:

  • El crédito hipotecario: Este tipo de préstamo es caracterizado por estar al frente de la compra de una casa, en los casos este préstamo se asocia a una garantía hipotecaria que se refiere a la propiedad misma que se adquiere.

Los contratos presentan sus particularidades, normalmente en el caso de impago el prestamista tendrá derecho a quedarse con la casa.

  • Crédito de inmediata respuesta: Son pequeños créditos para consumo, donde la urgencia es su característica más importante, el usuario no tiene que dar prácticamente papeles para solicitarlo en cuestión de minutos ya puede obtener una respuesta positiva o de rechazo.

La ventaja de este crédito es evidente, ya que son especialmente útiles para casos en que se presenta cualquier tipo de improvisto económico y no tienes nada ahorrado para afrontar esa situación financiera.

También son ideales para darse un pequeño gusto, o un buen capricho.

  • Crédito de remodelación: Este tipo de crédito, la entidad financiera para poder recibir dinero, puede pedir que se le enseñe la factura de la constructora.

Esto es para que la entidad que presta entienda que hacer una reforma al hogar va a revalorizar esa propiedad, así el cliente va hacer más solvente de lo que era anteriormente.

Si no se llegara a cancelar el crédito, tienes que pagar intereses de mora, en principio estos préstamos no tienen que vincularse a una garantía, lo cierto es que la última instancia todo depende de lo que se haya negociado.

  • Crédito para adquirir un automóvil: Tal como el nombre lo indica, el crédito se tiene que utilizar para comprar un vehículo, que podrá ser nuevo como también puede ser usado.

De esta forma basta con hacer una investigación para poder encontrar un crédito de este tipo en algún banco y con la tasa de interés más baja que ofrece la concesionaria de carros.

Es habitual emplear el carro obtenido como la garantía del préstamo, de esta razón si hay un atraso en los pagos acordados puedes llegar hasta perder tu auto.

  • Créditos para estudiar: Estudiar es muy productivo y cuentas con la probabilidad de obtener grandes ingresos a futuro, hay prestamistas que están dispuestos a prestar para este fin y con unos intereses muy bajos.

En varias partes del mundo estos créditos son muy comunes, los estudiantes podrán pagar tras terminar los estudios, con un sueldo algo más alto que el que va a conseguir gracias a los estudios que recibió.

  • Créditos de tarjetas: Si tienes una tarjeta de crédito, de seguro que te han dicho alguna vez que tienes dinero paralelo y los puedes retirar de un cajero automático.
    Es emocionante que te ofrezcan un crédito así, y puedes terminar aceptándolo sin conocer las tasas de intereses que conllevan.

Estas tarjetas debes aceptarlas solo si tienes una emergencia o necesitas el dinero rápidamente, ya que a veces los intereses son muy elevados.

  • Los créditos online: Es la forma más rápida de conseguir dinero directo a tu cuenta, solo tendrás que tener un excelente historial crediticio, tener la mayoría de edad y dar un número telefónico activo a tu nombre.

Este crédito tiene grandes beneficios, y se pueden obtener en tan solo unos minutos, no requieren de mucho papeleo para obtener uno, el banco se pondrá de acuerdo contigo para decidir la cantidad solicitada.

  • Los créditos nomina: Es el que pueden solicitar los trabajadores que están en nomina de una empresa, la institución debe ofrecer una cantidad de dinero prestado y como respaldo tomara el salario que recibe el usuario.

Las cantidades pueden ser desde 2000 pesos hasta 700 mil pesos.

Es un préstamo demasiado fácil de solicitar, ya que las entidades financieras no requieren de papeleo ni comprobante de ingresos.

Lo puedes solicitar desde un cajero automático o por una aplicación móvil de la institución.

Comparte con tus amigos










Submit