Desmiente la gobernadora que haya sido secuestrado alguno de sus funcionarios

Desmiente la gobernadora que haya sido secuestrado alguno de sus funcionarios

Comparte con tus amigos










Submit

Confirmó que la noche del martes se activó el protocolo “Código Rojo” de seguridad por una falsa alarma


La gobernadora Evelyn Salgado Pineda desmintió que alguno de sus funcionarios haya sido secuestrado, pero confirmó que la noche del martes en Chilpancingo se activó el protocolo “Código Rojo” de seguridad por el reporte de un intento de privación ilegal de la libertad de un hombre que no es parte de su administración, pero que finalmente la tentativa no ocurrió y quedó en una falsa alarma.

“Quiero aprovechar (…) para desmentir esa noticia, porque hablaban de un supuesto secuestro del doctor Saúl (López Sollano, secretario general de Gobierno) y el doctor Saúl estaba laborando en sus oficinas justo a esa hora”, dijo en entrevista en esta ciudad luego de colocar la primera piedra para la construcción de dos edificios en la Escuela Secundaria Beatriz Hernández García, con una inversión de 7 millones de pesos.

También desmintió la versión de que el secuestrado fue el subsecretario de Asuntos Políticos, Ludwig Marcial Reynoso Núñez, quien se inscribió en el proceso de selección para el cargo de titular de la Fiscalía General del Estado.

“Él se encuentra bien, estuvimos, de hecho, en la Mesa (de Coordinación para la Construcción de la Paz) como todos los días, él representando a la Secretaría de Gobierno y no, no hubo tal”, enfatizó.

La noche del martes, elementos de la Guardia Nacional y Policía del Estado implementaron un aparatoso operativo que incluyó el cierre de todas las salidas de Chilpancingo, tras informarse sobre el presunto secuestro de un hombre en esta ciudad capital.

La gobernadora confirmó que se activó el protocolo “Código Rojo” de seguridad, pero insistió en que fue una “falsa alarma”.

“Se activó el Código Rojo porque hubo un llamado de que una persona podría haber sido secuestrada. Ya se tuvo contacto con la persona, está sana y salva, no ocurrió tampoco ningún secuestro, ningún intento de secuestro”.

Explicó que la persona se sintió insegura porque vio algunos carros sospechosos y que por eso realizó una llamada de auxilio, por lo que se activó el protocolo pero “no hubo ningún secuestro y menos de ningún funcionario”. (Agencias)

Comparte con tus amigos










Submit