El litio, nuevo paradigma energético (Parte I)

El litio, nuevo paradigma energético (Parte I)

Comparte con tus amigos










Submit

La “Era del petróleo” se encuentra en el principio de su final, lo que no quiere decir que el petróleo dejará de utilizarse, nada de eso, seguirá consumiéndose en enormes cantidades por dos razones: primero, porque en algunas actividades no puede ser sustituido, por ejemplo, en aeronáutica y en muchas otras industrias (la generación de energía eléctrica); por lo tanto, el petróleo, como energía almacenable, no puede ser totalmente sustituido. Segundo, porque hay enormes cantidades de petróleo en el subsuelo y sigue siendo costeable su explotación.

Decimos que la “Era del petróleo” dejará su reinado porque ya está dejando paso a la era de otros elementos o materiales, algunos de los cuales serán renovables y nos proporcionarán, eso espera la humanidad, una energía más limpia y no dañarán el medioambiente. Esto solo es cuestión de un par de décadas, por ejemplo, el petróleo se sustituirá en el uso del automóvil, que es en la actividad donde tiene la mayor demanda, pero es la que más contamina.

Por tal motivo, decimos que hoy estamos entrando en un nuevo paradigma energético, en el del LITIO, un material que tiene la propiedad de resolverle parcialmente a la humanidad el problema de siempre, el del almacenamiento de energía (indispensable en los acumuladores de los automóviles). Otra de sus propiedades es que en su uso no se manejan grandes volúmenes; una más es que se encuentran muchos yacimientos en el mundo.

Por el momento, de los yacimientos descubiertos y en proyecto de ser explotados está el de la zona norte, que es enorme y considerado hasta el momento como el más grande del mundo. Es el llamado “Proyecto Litium de Sonora”, que, además de este material, se encuentran otros minerales valiosos: oro, plata y otros metales pesados. Este yacimiento se encuentra en el municipio de Bacadéhuachi, Sonora.

Este litio de Bacadéhuachi, Sonora, es de muy buena calidad, es abundante. Se dice que un kg de litio anda en alrededor de 30,000 dólares. Así, el litio es considerado como el nuevo oro, un elemento de mucho futuro, un sustituto parcial del petróleo, pero muy importante, porque evitará la contaminación de los automóviles.

¿Pero esto nos beneficia a todos los mexicanos? En parte, por contar con él, pero más si contáramos con las tecnologías para explotarlo nosotros mismos. Las conocemos, pero no contamos con ellas.

 

Comparte con tus amigos










Submit