La misma “gata”

La misma “gata”

Comparte con tus amigos










Submit

Creada por decreto presidencial de mayo 1900, por el general Porfirio de la Cruz Díaz Mory, la PGR, hoy Fiscalía General de la República, ha sido la misma “gata, pero revolcada” y ha tenido 52 titulares a lo largo de su historia, pero los mexicanos no hemos tenido prácticamente nunca un abogado general de la nación. A la extinta PGR han llegado desde su creación titulares de chile, de dulce, de sal, de manteca y rancios, muchos rancios. Sí, la PGR ha tenido como titulares a políticos, rancheros, teóricos, iluminados, académicos, “hechizos”, “colados”, chambistas, tecnócratas, yupis y hasta maricas.

 

La PGR fue creada oficialmente como la institución de procuración de justicia federal, pero la realidad es que ha sido solamente un vil instrumento de venganza del poder público dependiente del presidente de la República, encargado de las venganzas contra sus antecesores bajo la tiránica mentira de combatir a la corrupción, que será imposible desterrar mientras en México exista un Sistema Educativo desastroso. El día que haya un Sistema Educativo que propugne por un México culto, ese día comenzará en realidad una lucha real contra la corrupción que arrastramos desde la conquista española y tendrá que pasar cuando menos medio siglo para que enterremos esa maldita cultura de deshonestidad.

 

La mayoría de los titulares de la PGR desconocen el sistema penal por dentro y por fuera. No hay ni habrá procuración de justicia honesta, sin sesgos partidistas y sin ajustes de cuentas. En la mayoría de los casos, las averiguaciones suelen ser amañadas, torpes, sin fundamentos y con todos los vicios de un Sistema Político corrupto y corruptor que ha hecho de ese órgano, una auténtica Santa Inquisición. La extinta PGR actúa por consiga presidencial. Vale la pena recordar que cuando Venustiano Carranza fue asesinado en Tlaxcalantongo, la madrugada del 21 de mayo de 1920, la PGR se lavó las manos declarándose incompetente y echándole la bolita al Ministerio Público del fuero común, no obstante que estábamos ante un delito del orden federal por tratarse de la vida del presidente de la República.

 

El Grupo Sonora, encabezado por Plutarco Elías Calles y Álvaro Obregón Salido estaba detrás de magnicidio del presidente, perpetrado por cabo de rurales, Rodolfo Herrero. ¿A qué viene esta breve historia? Mire usted: 120 años después de su creación, la hoy Fiscalía General de la República presume de ser independiente, pero todas sus actuaciones y las del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, la delatan como la “misma gata, pero revolcada” y lo que es peor con un descaro inaudito, con una total falta de pulcritud que raya en lo grotesco y nauseabundo, pues AMLO se ha convertido en el superagente del Ministerio Público que desde Palacio Nacional opera todos los asuntos de venganzas políticas, disfrazados de “combate a la corrupción”.

 

La falta de independencia de la ex PGR, del presidente de la República, se exhibe hoy en el caso Lozoya, quien llegó a México procedente de España el pasado viernes a las 3:00 am en calidad de detenido, según se puede leer en el documento de recepción del reo Emilio Lozoya, pero AMLO jura y perjura que no está detenido, sino que fue negociada jurídicamente su extradición a México, donde está en calidad de “testigo colaborador protegido”. ¡Qué raros términos que no figuran en las leyes mexicanas!

 

Comparte con tus amigos










Submit