Las guerras de los gobiernos

Las guerras de los gobiernos

Comparte con tus amigos










Submit

Es difícil saber a ciencia cierta si las guerras que deciden librar los gobernantes son mera estrategia o hay una real convicción acerca de la necesidad social de enfrentar dicho reto con todo lo que ello implica. Hay quienes han luchado contra el comunismo, el capitalismo, el separatismo racial, la defensa de una religión o una raza en particular. En nuestro país, recientemente hay quienes declararon la guerra contra el narcotráfico o contra quien hoy es presidente.

Andrés Manuel López Obrador definió públicamente terminar la guerra contra los cárteles de la droga, pero decidió enfrentar la corrupción y el huachicoleo. Nadie puede negar la importancia de enfrentar estos dos flagelos que nos han significado como sociedad y nación una sangría descomunal de recursos que podrían haber sido destinados a otros rubros; sin embargo, cabe una interrogante sobre tales determinaciones: ¿qué diferencia puede haber entre uno y otro desafío?

Haciendo a un lado tal cuestionamiento, surgen también otras dudas. Se presume que se espera y tiene la convicción de salir avante en tales batallas, pero ¿porqué se insiste en mantener no solo las mismas estrategias en estos retos, sino enfrentarlos con el mismo aparato de gobierno?, esa estructura que ha sido corrompida y que incluso ha protegido un sistema fundamentado en el mantenimiento de prerrogativas de unos cuantos que siguen enquistados en la estructura gubernamental y de combate a la inseguridad. Si el sistema y sus integrantes no cambian a pesar de que haya un mando diferente, no podrán tenerse resultados a favor de la sociedad.

Comparte con tus amigos










Submit