México feminicida

México feminicida

Comparte con tus amigos










Submit

¿En el México feminicida, qué sigue después de #UnDíaSinMujeres, más feminicidios, más machismo, más violencia contra el género femenino, menos oportunidades? ¿Seguirá el gobierno sin inmutarse para poner fin a la barbarie de feminicidios que campeó por todo México? ¿Con qué estrategias combatirá ese flagelo? ¿El 9 de marzo pasará a la historia solamente como #UnDíaSinMujeres o apostará AMLO al olvido, a falta de estrategias gubernamentales en favor de las mujeres?

Sin lugar a dudas, lo que estamos viendo es el principio de una creciente revolución que podría cambiar el rumbo de México y también de una nefasta e ineficiente clase política que no ata ni desata mientras el México feminicida se desangra y se le va entre los dedos.

Entre enero y febrero del 2020, sumaron en México 254 asesinatos de mujeres y, de seguir con esa macabra tendencia alcista, al finalizar el 2020, estaríamos hablando de alrededor de mil 524 feminicidios. ¿No le parece a usted una cifra espeluznante y escandalosa?

Las manifestaciones que con motivo del Día Internacional de la Mujer vimos este domingo 8 de marzo en España, Chile, Estados Unidos, México y otras naciones nos hablan de un acendrado machismo y de un permanente empoderamiento de las mujeres a nivel global.

En México, AMLO le dio al paro nacional de “El nueve nadie se mueve” un tratamiento político desastroso que refleja la enorme insensibilidad política y humana del presidente de la República.

Tan fácil y coherente que hubiese sido decir “bienvenidas, cuentan conmigo”, pero no, se dedicó a boicotear el paro nacional con la rifa de la no rifa del avión presidencial, que le mereció epítetos de todo tipo y, como ejemplo, mencionaré que la Organización Brujas del Mar preguntó en sus redes sociales “¿cuánto vale un cachito de madre?”.

Montado en cólera, el presidente echó a andar a sus gatilleros de Palacio Nacional bajo la premisa de que el movimiento feminista está atizado y financiado por “los conservadores fifís”. ¡Una mentira de a kilo!

En la multitudinaria marcha de este domingo, el gobierno amlista infiltró gatilleros que dispararon bombas molotov sobre Palacio Nacional con la firme intención de deslegitimar el movimiento feminista que lucha por sepultar la violencia y desafortunadamente se toparon precisamente con la violencia.

AMLO se dice “humanista”. No es feminista, no tiene ni un pelo de eso, es un irredento machista que fue capaz de ejercer la violencia desde las propias catacumbas del poder para hacer que su mujer, doña Beatriz Gutiérrez Müeller, reculara en su intento de apoyo al movimiento de las mujeres. En su cuenta de Twitter, dijo primero que lo apoyaba y a poco rato dijo que no, pero el presidente la justificó diciendo que “es una mujer con criterio”. Juzgue usted, amable lector.

AMLO buscará por todos los medios posibles deslegitimar el movimiento feminista, que amenaza con arrebatarle el poder y hacer que su partido se convierta en nada, en una chiquillada, en las próximas elecciones federales del 2021. Tiene miedo Andrés Manuel López Obrador. Y hay que decirlo: ¡con las mujeres no se juega! Y, le haga como le haga, la realidad es que vivimos en un México feminicida y con un presidente que malgobierna con ocurrencias, dislates y sin poder por no poder.

Comparte con tus amigos










Submit