Nos vamos todos…

Nos vamos todos…

Comparte con tus amigos










Submit

Para las estadísticas la pérdida de un familiar solo es un número más. El dolor lo llevamos dentro, en nuestro corazón.

 

Hemos aprendido a convivir con un virus que llegó para quedarse. La actividad económica poco a poco se restablece en detrimento de la salud de los sectores más vulnerables.

 

No podemos quedarnos enclaustrados en casa más tiempo. ¿De qué vamos a vivir?

 

La injusticia y el acceso a servicios de salud de calidad son casi nulos. Quienes han perdido un familiar pueden dar fe de ello.

 

Las cifras son mayúsculas a las que se nos informan a diario. El saber datos o estadísticas no basta si de manera cotidiana el número de muertos aumenta de manera alarmante.

 

Y no se nota la luz al final del túnel, pareciera que no hay tregua en la batalla que se va perdiendo.

 

Y lo mismo, médicos que enfermeras o derechohabientes han perdido la vida. Las excusas son muchas, el hecho es que ya no están entre nosotros.

 

A todos nos ha ido mal. Una cuarentena que ya se prolongó a nadie ayuda.

 

Porque si un familiar muere, sus familiares quieren acompañarlo a su última morada. Y al haber aglomeraciones se contagian.

 

No todos los asistentes a los sepelios son previsores. Por eso es que, si se va uno, nos vamos todos.

 

Porque no todos los infectados cuentan con las defensas en el cuerpo suficientes para hacer frente al virus que afecta al sistema respiratorio y circulatorio principalmente.

 

A lo mejor los científicos tienen razón, con la sana distancia, pero el dolor de perder un familiar amerita el contagio. De otra manera no se explica la cantidad de muertos que hasta ahora hay en el país.

 

Cualquier lugar y circunstancia puede ser fuente de contagio. Todos estamos en riesgo. Y algunos contagiados van a fallecer. Lo estamos viendo y viviendo cotidianamente.

 

Así que si no es ahora será después. Eso sin contar que, los que se han recuperado, quedan con secuelas que la ciencia no ha logrado determinar.

 

Comparte con tus amigos










Submit