Óscar Valdez no quiere revancha con el “Alacrán” Berchelt

Óscar Valdez no quiere revancha con el “Alacrán” Berchelt

Comparte con tus amigos










Submit

El nuevo campeón superpluma del CMB, prefiere conservar la amistad con su rival del pasado sábado e ir ante otros retadores


Cuando Óscar Valdez asestó un zurdazo fulminante sobre el rostro del hasta ese momento, campeón superpluma, Miguel Berchelt, supo que estaba a unos instantes de cumplir el sueño que abrazó desde los ocho años, de convertirse en monarca del Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

A unos días de su consagración en la división de las 130 libras, y ya con el cinturón en su poder, el sonorense reconoce que una ola de emociones lo invadió cuando el réferi detuvo el combate. Tardó en darse cuenta del daño que sus puños habían provocado en su rival y amigo en el pugilismo.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Top Rank Boxing (@toprank)

“La verdad tenía muchas emociones pasando por mi cabeza. Ahora estoy contento porque logré el sueño, no me había dado cuenta de que no estaba reaccionando, no le deseaba nada malo y me dio mucha tristeza ver a un amigo de esa manera, le di las gracias por la oportunidad y le dije que el volverá a ser campeón mundial”, compartió en videoconferencia.

Lo cierto es que nunca dudó en ganar y visualizó de todas las maneras posibles la victoria. Así que con la satisfacción del dominio mostrado, advierte que no le gustaría una revancha. “Me gustaría conservar la amistad que tenemos, me gustarían las peleas mandatorias y siento que dejamos en claro que somos superiores al rival”.

Con la meta de pelear al menos dos veces más en este año, sabe que la responsabilidad desde el pasado sábado ha cambiado, y debe entrenar más fuerte para defender su campeonato, “y estoy dispuesto a pelear contra el que sea, la más probable sería con Shakur Stevenson, me gustaría callarle la boca, dice que le saco la vuelta y no es cierto”.

Hay muchos aliados a los que quiere agradecer y aunque es difícil enumerarlos, reconoce en algunos, un significado especial. “A mi entrenador Frank Espinoza, por cuidarme como familia. A Eddy Reynoso por prestarme tiempo para ayudarme en esto, porque no se llega solo. Es un triunfo que ambos compartimos, él (Reynoso) quiere ser reconocido como uno de los mejores entrenadores, lo logramos como un equipo. He aprendido mucho con él, le agradezco todo el trabajo y al igual que los compañeros, como ‘Canelo’ Álvarez, Andy Ruiz, ‘Rey’ Martínez y todos los que están en los entrenamientos”.

Tras reconocer que ha dormido muy poco después del gran triunfo, tiene claro que la pelea lleva una dedicatoria especial para su exentrenador Francisco Bonilla, (fallecido recientemente) “con quien hablé de esta pelea, él me ayudó a llegar a los Juegos Olímpicos, le mando un fuerte abrazo hasta el cielo. Esos viajes largos a China, Filipinas, Rusia, platicábamos tanto. He llorado muy pocas veces de felicidad, y uno de ellos lo comparto con él. Va a ser muy difícil ir a la Ciudad de México y no poder visitarlo, era algo que siempre hacía”. (Agencias)

Comparte con tus amigos










Submit