Todas las ideologías caben en México

Todas las ideologías caben en México

Comparte con tus amigos










Submit

“¡Murió por la patria!”, gritaron al escuchar los nombres de los seis Niños Héroes: teniente Juan de la Barrera, cadete Juan Escutia, Agustín Melgar, Vicente Suárez, Fernando Montes de Oca y Francisco Márquez; murieron en 1847; de la Heroica Escuela Naval Militar. El guerrerense José Azueta y Virgilio Uribe murieron en 1914. Siempre se olvidan de Santiago Xiconténcatl.

Nos dicen las notas periodísticas el pasado 13 de este mes en la ceremonia del aniversario 173 de los Niños Héroes, de la batalla que dio el Colegio Militar, que estaba en el Castillo de Chapultepec, contra los invasores del ejército gringo, que se acostumbra darle su espadín a los cadetes que inician su ciclo de educación. Pasaron a recoger por su propia mano su distinción no como era, que el propio presidente en mano se las daba. Cuestión del COVID-19.

Por la pandemia, todos los cadetes portaron cubrebocas color negro y con paso marcial pasaron uno a uno. Se dio lista de presentes y se escuchó al orador designado, José Carlos Moreno, quien llamó la atención por el contenido del discurso. No fue uno de tantos que se dicen en estas ocasiones, hablar del pasado y los datos históricos del evento, no, le metió definiciones políticas.

Progresista. En estos casos, el discurso, creo yo, fue analizado antes por ello; es una definición del Ejército mexicano, que encabeza —después del jefe supremo, que es el presidente Andrés Manuel López Obrador— el general secretario Luis Cresencio Sandoval. Y también presente el amigo de Guerrero, Almirante Rafael Ortega. Dijo José Carlos Moreno: “Le hacemos patente nuestra lealtad y compromisos con México, con sus instituciones y con la sociedad de la que procedemos, de la que formamos parte y a la que nos debemos.

Como soldados de la patria y mexicanos, hacemos un llamado solemne a mujeres y hombres de esta gran nación para que, sin distinciones y desde nuestras respectivas trincheras, hagamos causa común por lo que nos hermana, por lo que nos une”. “Tenemos una historia y una cultura grandiosa que nos precede. Luchemos por un futuro común y luminoso en el que puedan caber todas las ideologías”. Todas (subrayados míos). “Las Fuerzas Armadas reiteran su férreo compromiso con el pueblo de México guiadas por los objetivos trazados en el proyecto de nación de nuestro comandante supremo, la honradez y la honestidad, la erradicación de la corrupción. Un gobierno justo, la distribución equitativa de la riqueza (zape), la reducción de la pobreza, el fortalecimiento de la paz y la justicia, el respeto a los derechos humanos, la democracia y un ambiente de seguridad como piedra angular serán los principios que normen nuestro diario actuar”.

Esto, dicho hace 50 o 30 años, lo mandan a arrestar. Luego habló de los programas del gobierno de Andrés Manuel López Obrador: Jóvenes Construyendo el Futuro, Universidades para el Bienestar, Becas Benito Juárez, Sembrando Vida; que ningún mexicano se quede sin acceso a la educación o un trabajo digno, alejado de las drogas y los vicios… Todo un joven cadete con ideas progresistas, de nación y político.

Qué mejor que recordar estas fechas de independencia con las palabras del joven cadete. Es un planteamiento de avanzada, definió el régimen que debe haber en ese “futuro común y luminoso”. “Causa común por lo que nos hermana, por lo que nos une”, de acuerdo con esa actitud del Ejército mexicano y la Marina. Cuando en el siglo pasado y este el Ejército ha reprimido, siempre ha sido por órdenes de los políticos que han fallado a su pueblo.

Cuando falla la política. Acotación: también eran niños héroes el liberal Leandro Valle y, a pesar de combatirse en las batallas, su amigo en las buenas y las malas, el conservador Miguel Miramón, que fue presidente y fusilado junto a Maximiliano de Habsburgo y Tomás Mejía.

 

Comparte con tus amigos










Submit